Serguéi Eisenstein, obra, influencia cinematográfica y la teoría del montaje.

Sergéi Eisenstein, Seguéi Mijáilovich Eizenshtéin fue un director de cine nació el 23 de enero de 1898 en Moscú y murió el 11 de febrero de 1948.

Se inició en el teatro, pero a sus 25 años decidió dejarlo para incursionar en el cine mudo en blanco y negro, disciplina por la que ha sido ampliamente reconocido a través de la historia a nivel mundial.

Su primera película fue, La Huelga, con la que el mismo consideró que había fracasado debido a que no había logrado hacer fluir las emociones de los espectadores y la consideraba demasiado teatral.

Su siguiente película, El Acorazado de Potemkin, resultó ser una de las grandes obras del cine, en ella pone en práctica con éxito sus teorías sobre el montaje cinematográfico.

Esta película narra la historia de un motín en este buque de guerra, la rebelión de la tripulación contra los oficiales zaristas ocurrida en 1905 que recibió el apoyo del pueblo, el cual fue reprimido por los soldados del régimen.

La escena de la escalera de Odesa, ciudad ubicada en Ucrania, es una de las más icónicas del cine.

Después de viajar por Europa, se trasladó a los Estados Unidos, para trabajar con la empresa Paramount, dictando algunas conferencias y realizando algunos guiones, su estancia en el país norteamericano fue accidentada debido a la diferencia de ideologías entre el cineasta y la industria cinematográfica.

Entre los años 1930 y 1932 trabajó en México realizando una película acerca de la vida mexicana postrevolucionaria, la vida de sus antiguas tradiciones la cual no pudo ser terminada debido a que los patrocinadores retiraron su apoyo al director ruso.
A su ingreso al país fue detenido, ya que se desconocía el tipo de película que realizaría en México, y las autoridades temías que realizara una crítica a la situación.

La película quedó inconclusa debido al retiro del apoyo de sus patrocinadores y se han realizado distintos montajes que se Eisenstein filmó en México.

Sus imágenes de México fueron vistas por Emilio ‘El Indio’ Fernández quién se encontraba en Estados Unidos y el Gabriel Figueroa aprendió mucho de Eduard Tisse quién fue el cinefotógrafo del cineasta Ruso durante más de dos décadas.

A su regreso a la Unión Soviética produjo Ivan el Terrible, película basada en el Zar, Ivan Vasileyvich quien gobernó el imperio Ruso en la segunda mitad del siglo XVI.

El director de cine no pudo conocer la respuesta del público a esta película, ya que murió antes de que fuera estrenada.

Una de las grandes aportaciones de Serguei Eisenstein, consiste en su teoría del montaje (psicológico y de atracciones), los cuales divide entre montaje métrico, rítmico, tonal y armónico, elementos usados en la edición de la película para provocar distintas reacciones.

Alfred Hitchcock platica acerca de la teoría del Montaje.

 


POB/PSC