Puebla, Puebla.- Las ciudades mexicanas están en crisis ya que éstas crecen desproporcionalmente, “estamos haciendo ciudades lejos de las ciudades, es decir, asentamientos humanos y nuevos desarrollos inmobiliarios a mucha distancia de las capitales”, aseveró la arquitecta Gisela Irene Méndez, Coordinadora de la Red de Ciudades de CTS Embarq México.

Dentro de la Semana del Urbanista 2012, que organiza la Facultad de Arquitectura de la BUAP, indicó que a las personas les cuesta cada vez más asentarse en un lugar ya que tienen que trasladarse a su trabajo o escuela. Por consiguiente las ciudades son inseguras, socioeconómicamente desiguales e inaccesibles, aumentando los costos de viaje y tiempo de traslado de las personas, además de que el 50 por ciento del ingreso familiar se destina al transporte público.

Detalló que el Distrito Federal frenó su crecimiento, lo que hizo que el estado de México explotara en su desarrollo. La misma situación se da en Tlaxcala y Ciudad Juárez; actualmente el 78 por ciento de la población es urbana, es decir, 90 millones de mexicanos viven en las ciudades; en 20 años el país se ha urbanizado en un 78.1 por ciento.

Puebla es una zona metropolitana, sin embargo el crecimiento urbano es un poco más contenido debido a la existencia de las denominadas ciudades-región dentro de la entidad (como Tehuacán, Ciudad Serdán y Atlixco). Aún así la capital angelopolitana, a decir de la especialista, “está en un buen momento para hacer un alto, pensar cómo quiere su ciudad y ser más eficiente”.