En la capital poblana, se sacrifica alrededor de 96 por ciento del total de perros que se hallan en la vía pública, informó Arturo Gutiérrez Galván, Jefe del Departamento de Protección y Control Animal.

Indicó que a diario remiten hasta 120 canes; de los cuales, sólo cuatro o cinco son reclamados por sus propietarios, en lapsos de 72 horas.

Gutiérrez Galván señaló que después del sacrificio los perros son incinerados; lo que representa un gasto mensual de 200 mil pesos en promedio.

Finalmente indicó que diariamente reciben hasta 20 denuncias, principalmente por maltrato de mascotas.

Recordó que estos reportes se pueden hacer a través del teléfono 2-334611 o en la calle Mirasoles número 14 colonia Bugambilias y en 62 Poniente 525 colonia Guadalupe Victoria.