Las autoridades federales requerirán por lo menos tres meses, para liberar los permisos al ayuntamiento de Puebla, a fin de embovedar la barranca El Aguaje, en el Relleno Sanitario, dijo Alejandro Fabre Bandini, secretario de Medio Ambiente.

De esta manera, se heredaría los trámites y la ejecución del proyecto a la próxima administración, reconoció el funcionario.

Pensamos que no nos da tiempo obtener el resolutivo; entonces, si lo dan muy pronto, sí lo tendríamos, pero pensamos que no nos da tiempo y lo dejaremos en el proceso».

Explicó que son dos permisos los que tramitan a nivel Federal y uno más ante el Estado, éste último espera el aval de las otras instancias para liberarlos.

A pesar de lo anterior, Alejandro Fabre desconoció el recurso que se necesita para el proyecto; sin embargo, deberá ejecutarlo la concesionaria Rellenos Sanitarios (RESA).