Jorge Frascara, profesor adscrito del Departamento de Diseño de Información de la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP), sostiene que la señalización para transporte en la capital poblana es un desastre, que conlleva un problema social.

Uno no puede ver el nombre de las calles debido a no están debidamente sostenidos o bien porque tienen un tamaño tan pequeño que si uno no está a 10 metros, no se percibe y más aún si vas conduciendo”.

Hace ver que el tipo de diseño actual no está hecho ni para el peatón (porque está muy alta) ni para el tráfico porque esta “pegada” a la pared, cuando en otras ciudades existe otro tipo de opciones legibles para ambos.

Son sistemas vivos, no se puede dejar primero al niño que estudie y luego que se críe sólo, hay mantenerlos, reemplazarlos y estar al día en este rubro y eso ni aquí ni en Cholula donde está la UDLAP, existe”.

Explica que el tema de la señalización en Puebla nunca ha sido tomado en cuenta en forma orgánica, dado que siempre ha sido en forma gradual e inconsistente por las administraciones municipales en turno.

Cuando uno llega a cualquier ciudad y baja del avión y ha entendido los sistemas de información en los aeropuertos, no hay problema, éste surge cuando vas al centro y si no hay una coherencia en la señalización en el trayecto de transporte terrestre, la persona se pierde porque no sabe cómo funciona”.

Reconoce que en Puebla no se han armonizado sistemas que deben ser desarrollados, por los estudiantes, los académicos y las instituciones de gobierno.

No tiene por qué ser inventado, no hay que sentarse en Puebla y pensar cómo podría ser. Hay una experiencia internacional extensa, de la cual se tiene que echar mano para revertir esta problemática”, advierte el especialista.

Reiteró que es necesario contar con la colaboración de especialistas en el tema y se establezca un verdadero estudio de señalización en la ciudad, desde la presentación visual hasta los soportes técnicos.

Reconoce que falta un desarrollo sustentado de ese tema en el país y en forma particular en esta ciudad.

Consideró que formar gente local a través de un master en diseño de información de especialistas reconocidos, sería una de las opciones para reestructurar este concepto.