[divide style="3"]

Peatones, plantas y ciclistas se encuentran simultáneamente sobre la ciclovía de la Atlixcáyotl, provocando un tránsito poco fluido y un peligro de accidentes para los transeúntes que circulan por esta zona.

A través del recorrido realizado por Poblanerías en línea en esta parte del Parque Lineal, se observó que los transeúntes deben esquivar las plantas y bancas que se encuentran en los puentes que componen la vía.

Además, los ciclistas que van a bordo de su bicicleta se deben bajar cuando llegan a las vueltas de los puentes, ya que no es posible pasarlas con este medio de transporte.Ciclovía3

Armando Pliego Ishikawa, representante del  Consejo Ciclista Poblano, señaló a este medio, que otros de los errores de la ciclovía de la Atlixcáyotl son las incongruencias en la señalética, pues a unos 200 metros del Centro Integral de Servicios (CIS), el carril inicia con un ícono que indica la circulación de ciclistas, pero 100 metros adelante se encuentra el símbolo de peatón, en el mismo espacio.

Sobre dicha zona, los carriles para peatón terminan, sin que exista motivo alguno para cortar la circulación, por lo que las personas que transitan por este lugar deben tomar el carril para ciclistas, lo que genera confusión y en el peor de los casos, accidentes.

También, los aparcabicis se encuentran ubicados en lugares poco usables para los ciclistas, pues no se colocan frente a las plazas, restaurantes o negocios que recorren la Atlixcáyotl, sino más bien, se encuentran en zonas sólidas y donde únicamente pasan los automóviles.

Puede funcionar para la recreación, pero no como una vía para la circulación, pues tanto ciclistas como personas deben caminar más o atravesar trayectos más largos para llegar al lugar que desean", aseguró Armando Pliego.

20 millones por cada kilómetro de la ciclovía

La inversión de la ciclovía del bulevar Atlixcáyotl fue de 62.4 millones de pesos, con una longitud de 3.5 kilómetros, lo que equivale a un promedio de 20 millones por cada kilómetro.Ciclovía1

La obra fue inaugurada el 26 de noviembre de 2014 por Rafael Moreno Valle, gobernador del Estado, y Emilio Lozoya, director de Petróleos Mexicanos.

El anuncio de su construcción fue en julio del mismo año, y se estimaba un duración de 112 días para la conclusión de la obra, sin embargo no quedó lista, sino hasta 22 días después.

La vía inicia en el puente del Centro Integral de Servicios (CIS), y cuenta con una rampa en el Hospital Puebla, otra en Plaza Palmas, un puente en Avenida Kepler, una conexión en Cúmulo de Virgo, seguido de otro puente en Avenida Las Torres y una rampa más en Camino Real a Cholula.

A un mes de su inauguración, consecuencia de las lluvias del 24 y 25 de diciembre, algunos medios locales documentaron que el puente que conecta la ciclopista con el Ecoparque Metropolitano estaba anegado, por lo que los ciclistas y peatones debían pasar con cuidado o por la orilla para no caer en el agua.

 

Texto: Brenda de la Luz Hernández
Video: Pablo Spencer

POB/LFJ