helado chile en nogada
Foto: Agencia Enfoque

Con los colores patrios, el helado de Chile en Nogada, exclusivo de la heladería Ximitl, se ha convertido en un postre favorito para los habitantes y turistas del municipio de Atlixco, afirmó su dueño y creador, Gerardo Morales.

En entrevista con Notimex, aseveró que es un producto bien aceptado, al igual que el tradicional platillo barroco del Chile en Nogada, pero sólo será de temporada, debido a que se prepara con los mismos ingredientes.

Dijo que “si no innovamos y no se le busca la forma, pues no salimos adelante y se queda uno atorado, de ahí que tras probar y arriesgar, el helado de Chile en Nogada nos ha dejado buenas ventas”.

El empresario comentó que lleva más de 40 años en este negocio, en el que se inició a los 12 años de edad con el trabajo en casa, pero sobre todo como una herencia de su abuelo, quien le transmitió el conocimiento, fue vendedor ambulante y pionero de un helado tradicional que se llama sorbete.

Refirió que Atlixco es un lugar en donde se elaboran muchos helados, y generalmente el turismo llega a comprar este producto, al degustar la gastronomía la zona.

Agregó que no obstante ya haber tantos, pues faltaba algo y uno de sus clientes le comentó que lo sorprendiera con un helado elaborado con algún ingrediente que ya utilizaba como el aguacate, el de mole u otros fuera de lo común.

De ahí que se nos ocurrió hacer uno de Chile en Nogada, el cual nos llevó ponerlo a punto una semana para preparar todo, además que este lleva lo mismo que dicho platillo”, puntualizó.

Gerardo Morales explicó que “lleva todos y cada uno de los ingredientes del tradicional Chile, desde el relleno como son las frutas, tal es el caso de la pera lechera, la manzana panochera y el durazno, asimismo para la Nogada usa la nuez de castilla”.

Resaltó que todo esto se da en la zona cercana al volcán Popocatépetl, que es donde se obtienen todos estos productos de temporada.

La granada, indicó, “es uno de los complementos que en cualquier huerta se tienen los árboles que dan dicho producto, asimismo el perejil que se cultiva y da en Atlixco”.

Añadió que también lleva la carne de puerco y de res, jitomate, cebolla y ajo, todo perfectamente balanceado.

Sin ser chef logré balancear todos los sabores, con mi buen paladar, comencé a preparar todo. Muchos se imaginan que sólo es el sabor de la Nogada, pero no, ya que pica ligeramente debido a que también lleva el chile poblano como saborizante al final”, acotó.

Precisó que usa el chile poblano criollo, “el cual pica más y tiene un buen sabor, asimismo deja que el color del helado sea claro y al decorarlo con la granada tal y como se hace con el Chile en Nogada y con su perejil da los colores patrios como lo quisieron hacer las monjas para agradar a Agustín de Iturbide”.

El experto en la elaboración de helados en Atlixco, mencionó que la venta de este nuevo producto es de unos 15 litros al día entre semana y para el fin de semana se incrementa hasta los 40 litros.

Es el que está funcionando, pero ya le queda poco tiempo debido a que la temporada ya se va a terminar”.

Ante esto invitó a todos aquellos que quieran degustar dicho helado de Chile en Nogada, para el que tienen sólo estas dos semanas para acudir a Atlixco, a un costado de la Presidencia Municipal en una calle peatonal, es donde podrán encontrar su negocio y adquirir ese postre.

Queda poco y hay que estar consiguiendo la nuez de castilla debido a que se está terminando, ya empieza a escasear los duraznos, así que sólo estará hasta fin de mes”, dijo.

Gerardo Morales añadió que ya puede escribir la receta, debido a que tienen ya balanceado todo con las cantidades exactas y el sabor, esto además que le han recomendado patentar y registrar dicha creación.

En tanto, su negocio que es pequeño pero con un gusto especial debido a que es seguidor del grupo británico “The Beatles”, decoró su local con objetos relacionados a la banda otrora conformada por John Lennon, Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr.

Al entrar al establecimiento se pueden apreciar discos y fotografías, que en total integra una colección de 150 piezas en exhibición y cuenta con una rockola con acetatos.

 

POB/LFJ