Juan Carlos Rojas es un fotoperiodista poblano. Ha radicado en España los últimos 19 años, de los cuales 15 trabajó como corresponsal de Notimex en Madrid. Ahí fue reconocido con el Premio Félix Ordóñez, entregado por la Asociación Nacional de Informadores Gráficos de Prensa y Televisión (ANIGP-TV). Ahora es un freelance y sigue recorriendo lugares con su cámara y sus lentes.

JC ROJAS 6
Foto: Susana Vera

Poblanerías en línea contactó a Juan Carlos, quien accedió a sostener una conversación. Habló sobre su experiencia general en el extranjero, su manera de ver a México y la crisis migratoria en Europa.

¿Por qué decidiste migrar a España?
"No decidí migrar. Realmente, la decisión fue acompañar a mi esposa. Ella vino a estudiar acá su doctorado y yo me sentía con la capacidad de poder sobrevivir en cualquier sitio, haciendo fotos. Así fue como llegué".
¿Cuál ha sido la parte más difícil de vivir en España?
"Vivir en España es menos complicado que vivir en muchos otros países porque las culturas son bastante semejantes. Las dificultades son de índole afectivo, sobre todo. Laborales no tanto. La falta de redes sociales; no me refiero a las de Internet, sino a las redes sociales que se establecen. El no tenerlas propicia preocupaciones y sentimientos de soledad, pero son cosas que también fortalecen. En principio, yo diría que todas las personas deberían vivir, cuando menos, un año fuera de su espacio. Eso siempre enriquece".
¿Cómo son vistos los migrantes mexicanos en España?
"Bueno, para empezar, yo no los llamo migrantes. Esa me parece una mala traducción del inglés. En todo caso, serían los inmigrantes. De cualquier modo, los mexicanos que vienen aquí son de lujo. Vienen muchos estudiantes de posgrado, intelectuales y políticos de alto nivel. Viene mucha gente a prepararse; es la puerta natural que tenemos de Latinoamérica a Europa. En este contexto, a los mexicanos se les trata bastante bien y se les tiene en buena consideración en España".
Muchos poblanos migran a ciudades de Estados Unidos, ¿por qué crees que deberían voltear a ver a países europeos para migrar? ¿Es una opción para ellos?
"La inmigración mexicana hacia Estados Unidos es lo más natural. Es el país vecino y es más fácil cruzar. Es el imperio. Tienen salarios mucho mejores y necesitan una gran cantidad de mano de obra barata, que México tiene. Es mucho más complicado venir a España; las condiciones laborales son diferentes. Es más caro y [los inmigrantes] salen porque no tienen dinero, así que dudo mucho que se pueda dar para acá. Hay casos: aquí la inmigración ecuatoriana, peruana y colombiana es muy grande. Para México, con la cercanía a Estados Unidos, es difícil. Ganan mucho más allá".

JC ROJAS 3
Foto: Fernando Villar Sellés

Cuando a Juan Carlos se le pregunta sobre el panorama mexicano, él tiene un ojo crítico. Le preocupa, sobre todo lo demás, el tema de la corrupción. Y no es para menos.

De acuerdo con el Índice de Percepción de la Corrupción, elaborado por Transparencia Internacional, México es uno de los países más corruptos de Latinoamérica. Ocupa el lugar 95 de 168 países evaluados, abajo de Uruguay, Chile, Brasil y Colombia.

¿Cómo ves a México desde el extranjero?
"A México lo veo de una manera muy jodida. La cosa está de la chingada. Para empezar, yo sí creo que hay una cultura de la corrupción. Yo sí creo que hay hasta una empatía con lo corrupto. Nos han educado durante muchos años para ser sumisos, para no saber decir 'no', para admirar al corrupto. Imaginemos. Estás haciendo una cola para sacar tu licencia de conducir, alguien llega y entra por una puerta. A los 15 minutos sale con su licencia y tú dices 'mira qué chingón, ese ya se metió y ya sacó su licencia'. En lugar de verlo como algo que daña a la sociedad, lo vemos como un modelo a seguir. Además, México es sinónimo de una sociedad sumamente racista y clasista, así que eso es algo muy pesado. Lo veo como algo casi irresoluble.
Ahora está el hecho de los muertos en Nochixtlán. Yo no estoy a favor de los grupos sindicales (CNTE y SNTE), pero es increíble que el Estado vaya y mate a 8 personas y que no pase absolutamente nada. Es increíble el grado de complacencia que tenemos ante estas situaciones. Igualmente con los desaparecidos y el narcotráfico metido en la política. Esa es una gran maraña".
Como migrante, ¿qué opinas de la crisis migratoria que se vive en Europa?
"Yo soy un inmigrante favorecido. Nunca he tenido que hacer trabajos difíciles y se me ha reconocido casi desde el principio. He encontrado un espacio. Por un lado, yo no creo en las fronteras. Me parece que cualquier persona debería estar por muchos lados y donde quisiera, sin ningún obstáculo. La gente cree que nada más el capital puede hacer eso, pero yo creo que lo puede hacer todo el mundo. Ahora es época de crisis y achacan el problema a la inmigración, pero no. Claro, los inmigrantes también vienen con ideas bastante erróneas, como si migrar fuera la panacea y no es así".

Juan Carlos Rojas sí tiene claro que migrar no es la panacea. Puebla cambia y deja de ser un lugar conocido. En un tono nostálgico, el fotógrafo reflexiona y concluye que, con los años:

"Uno se vuelve extranjero en su patria".

Con la colaboración de Pedro Solá Porta López, para la redacción del texto.

 

POB/LFJ