Desde 2010, el uso de Internet en América Latina y el Caribe se aceleró. Los habitantes de esta región usaron 20% más la red en 2015, respecto a 2010.

Esta información fue recabada en el estudio “Estado de la banda ancha en América Latina y el Caribe 2016”, realizado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

Nicaragua, El Salvador, Guatemala y Bolivia son los países con mayor crecimiento en este período, debido a la baja paulatina de los costos para acceder a Internet.

Según CEPAL, 58% de los dispositivos móviles en Latinoamérica están conectados a la red; en 2010, la cifra solo era de 7%.

En informe refiere que en los últimos cinco años, el porcentaje de hogares que tienen acceso a Internet creció 14% alcanzando un total de 43.4%.

Sin embargo, aunque la conexión a Internet ha aumentado, la región aún está lejos de alcanzar los niveles de conectividad que tienen países desarrollados, según la CEPAL.

Si bien a aumentado el acceso, la velocidad para hacerlo no avanza de la misma manera. Solo 5% de las personas que se conectan tiene Internet de alta velocidad.

Los más conectados

Costa Rica, Uruguay, Chile y Argentina son los países que tienen más porcentaje de hogares con acceso a Internet con niveles de 55 y 60%.

Los países que tienen los niveles más bajos de acceso a Internet por hogar son : Guatemala, El Salvador y Nicaragua, aunque hayan aumentado su crecimiento.

México junto a Chile y Uruguay tienen las mejores velocidades de Internet fijo de la región; Bolivia, Paraguay y Venezuela son los tres con la velocidad más lenta.

Paraguay, Perú y Chile tienen el Internet móvil más veloz de región. Paraguay resalta con una velocidad de 6,1 Mbps por encima de los demás países que tienen una velocidad promedio de entre 2 y 4 Mbps.

POB/LFJ