En el 2014, el Ayuntamiento de Puebla, mediante la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal, recibió la certificación de la Comisión de Acreditación de Corporaciones de Seguridad Pública, (CALEA, por sus siglas en inglés).

Dicho organismo se dedica a evaluar sistemas y corporaciones de seguridad pública y en ese entonces, Puebla era vista internacionalmente como una de las ciudades más seguras de México.

Sin embargo, el asalto a transeúnte, el asalto en el transporte público, la extorsión y el robo de autopartes son los crímenes que imperan. 

SEGURIDAD . ROBO AUTOPARTESEn 2015 se cometieron 1,130,036 delitos, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (ENVIPE) del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). Los delitos más comunes, según la encuesta son:

  • Robo o asalto en la calle o en el transporte público
  • Extorsión
  • Robo parcial de vehículo (autopartes)

De acuerdo con los resultados, 7 de cada diez poblanos tienen una percepción de inseguridad, según ENVIPE.

Bajo este contexto, estadísticas del Consejo Ciudadano de Seguridad y Justicia (CCSJ) indican que las rutas 14 y 72 tienen el mayor índice de asalto en transporte público, en la ciudad de Puebla y los autos Jetta, Sentra y Sonic son los autos con más robo de autopartes. 


publicidad puebla
 

En su estadística, de enero a agosto de 2016, el Consejo señala que entre las zonas con mayor incidencia de robo de autopartes está: San Baltazar Campeche, Centro, La Paz, Mayorazgo, San Bartolo y San Manuel.

En una encuesta de Poblanerías en línea a sus seguidores de Twitter, la mayoría (41%) dijo que, en relación a la seguridad pública, en Puebla se siente “muy inseguro”. Solo 6% de los encuestados dijo sentirse “muy seguro”.


Delitos entidades vecinas 

SEGURIDAD . ROBOEstados vecinos de Puebla como Veracruz, Tlaxcala, Guerrero, Morelos y el Estado de México, han tenido varios años de violencia propiciada por grupos de delincuencia organizada.

Hasta ahora, la ENVIPE refleja que los poblanos perciban los delitos por crimen organizado como los que afecten en mayor medida al estado. Sin embargo, resalta el hecho de que en las entidades vecinas también comparten delitos como extorsión, asalto en la calle o transporte público, fraude y robo parcial de autopartes.

En Tlaxcala y Oaxaca el tercer delito más común es la amenaza verbal.

Inseguridad entre poblanos

En otro sondeo de Poblanerías en línea entre jóvenes víctimas de delitos ocurridos en Puebla, Estafani Mayoral platicó que fue asaltada en el centro de la ciudad de Puebla, a la altura de la calle 2 Oriente.

Iba con un amigo, habíamos ido por un café y decidimos caminar al zócalo. Eran alrededor de las 9 de la noche cuando vimos a 2 señores, no sabíamos si en estado de ebriedad o con efecto de drogas. Uno de ellos se tiró al piso y pedían ayuda. Decidimos continuar caminando e ignorarlos.

Los asaltantes al ver que sus víctimas no se conmovieron ante su estrategia, los interceptaron con arma en mano, pidiéndoles todas sus pertenencias.

Uno de los asaltantes caminó más rápido que nosotros y nos dijo ‘van a hacer como que no está pasando nada, esto es un asalto’ se enojó y nos apunto con su pistola. ‘¿Ya te asustaste mi amor?’ Cómo no quería que me espantara si me estaba apuntando en la cabeza con su pistola. Le dimos lo que traíamos y se fueron. La policía llegó 20 minutos después.

Estefani comenta que no levantó ninguna acta porque ya era tarde y se quería ahorrar las 6 horas de trámites.

Para mí es como una pérdida de tiempo, además de que te tratan como criminal. Desde que la policía llegó supusimos que estaba coludida con los asaltantes. Fue muy raro que no hubiera elementos de seguridad en el centro cuando siempre hay. Es frustrante porque te sientes totalmente impotente.

Por otro lado, Liliana Álvarez relató que a ella le robaron las 4 llantas de su coche, un Swift rojo de la marca Suzuki sobre la calle 2 Norte en San Pedro, Cholula.

Era la 1 de la mañana e iba a cambiarme rápidamente para salir con mis amigos, así que estacioné mi auto cerca de mi casa. No tardé más de 10 minutos y cuando salí, lo único que vi fue mi coche con 2 ladrillos, ya no tenía las llantas ni los rines.

Menciona que llegó la aseguradora y la policía para llevarse el carro. Comentó que la policía le dijo que en esa noche era el quinto coche al que le quitaban las llantas.

Le pregunté a la autoridad que por qué si sabían que ahí robaban seguido, no tenían más vigilancia. Me contestaron que era totalmente normal y que inclusive ya había disminuido el robo de autopartes, por lo que ya no le veían caso a poner más elementos de seguridad.

Liliana no quiso declarar por la hora y por el proceso de trámites a realizar. Comenta que de igual manera “no le iban a regresar sus llantas”.

Otro robo de autopartes se registró en Circuito Juan Pablo II. Daniela, una joven de 21 años, relató cómo le fue robada una llanta a su coche mientras ella tomaba clases en un estudio de baile.

Al acudir a denunciar, Daniela contó que la persona que la atendió en el Ministerio Público le comentó que “no servía de nada” denunciar este tipo de delitos.

Testimonio de asalto en Puebla from Poblanerías en línea on Vimeo.

POB/LFJ