Foto: Wikimedia

La Metropolitan Opera de Nueva York anunció el despido de James Levine, su director musical emérito, tras una investigación en la que encontró “pruebas creíbles” sobre su “conducta sexual abusiva” a lo largo de su carrera.

Aunque no se hicieron públicos los detalles de la investigación, se especifica que los abusos y el acoso se produjeron “antes y durante” el periodo que trabajó para la compañía.

El Met estaba al corriente de las alegaciones desde octubre de 2016, cuando la policía de Illinois, EU, inició una investigación tras la denuncia de un hombre que alegaba haber sido víctima de abusos sexuales por parte de Levine hace tres décadas, cuando él tenía 15 años y el director, 41.

La investigación trataba de determinar si las acusaciones eran ciertas para adoptar la medida apropiada e incluye entrevistas a 70 personas. Al menos tres hombres le acusaron de agresión cuando eran adolescentes.

El Met difundió a través de un comunicado que el afamado pianista abusó y acosó a “artistas vulnerables en el inicio de sus carreras”, sobre quienes Levine tenía autoridad.

Por este motivo considera que “sería inapropiado e imposible para Levine continuar trabajando” para la compañía.El Metropolitan Opera de Nueva York despide al aclamado director James Levine luego de comprobar su “conducta sexual abusiva”.

Además, la institución declara que aún no se corrobora que miembros de la dirección o de la junta directiva hayan encubierto la conducta del director de orquesta.

Levine, de 74 años, una leyenda en el mundo de la música clásica, dirigió la Met Opera durante cuatro décadas, desde 1976. Su última puesta en escena fue el Requiem de Giuseppe Verdi, la noche antes de la suspensión. Levine, ha sido premiado con 10 grammys hasta la fecha.

 

POB/WPR