Este jueves 15 de marzo el Segundo Tribunal Colegiado en materia Penal, ratificó un amparo otorgado a José María Sosa Álvarez, por medio del cual, le exige a la Juez de causa que revise los datos prueba del caso que lo mantiene en la cárcel.

Sosa Álvarez  es acusado por la Fiscalía de haber cometido el homicidio de Paulina Camargo, una joven de 19 años de edad quien se encontraba embarazada. El cuerpo de Paulina no ha sido encontrado, y la Fiscalía de Puebla no ha podido aportar las pruebas necesarias para que el Juez vincule a proceso al imputado.

La familia del acusado denunció ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) que la confesión de José María donde se declara culpable fue realizada bajo tortura.

Los magistrados que integran la sala federal, emiten este amparo, para solicitar al Juez local que resuelva si Sosa Álvarez es vinculado a proceso o es puesto en libertad.

Mediante un comunicado la Fiscalía informó que el Juez deberá de volver a valorar los elementos de prueba que existen, también afirmó que no se han acreditado los supuestos actos de tortura y que en caso de que la defensa recurra a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, aportarán las pruebas necesarias para acreditar que no ha habido violación a sus garantías.

--

POB/PSC