Foto: Agencia Enfoque

Este viernes 13 de abril, diputados locales dieron luz verde a la Reforma Constitucional para ajustar los plazos de inicio de la siguiente legislatura para adecuarse a la llegada del siguiente gobernador de Puebla.

Esta modificación establece que el arranque del primer periodo ordinario de sesiones, iniciará el 15 de septiembre y concluirá el 15 de diciembre, y durante este tiempo se deberán aprobar las Leyes de Ingresos y Egresos del gobierno de Puebla y los municipios.

Además, el segundo periodo iniciará el día 15 de enero y concluirá el 15 de marzo y el tercer periodo ordinario se realizará del 15 de mayo hasta el 15 de julio, dejando dos periodos de recesos de dos meses cada uno.

Estos cambios darán paso a que la presentación del informe de labores del mandatario, se deba entregar por escrito en los primeros 15 días del mes de diciembre, y no el 15 de enero, mientras que el acto de rendición de cuentas se deberá realizar en los últimos 15 días de noviembre.

POB/PSC