Foto: Juan Manuel Vargas

Un cielo nublado, un aire que resoplaba a través del césped, un coro de tambores que hacían romper el ya común silencio. El "boom" que emitía desde el instrumento, resonaba en toda la tribuna, descoordinado pero motivado.

Todo era un fiel reflejo de lo que sucedía en el campo, pero ahí apareció ella, una "diez" de casaca blanca: Su nombre Abigail López, con mucha movilidad, que poco a poco era apoyada por acciones de un medio campo que, para los doce minutos, ya se había hecho con la hegemonía.

Por parte de Tijuana, Marisol Luna era quien movía la maquinaria de las de rojo, y en una descolgada por izquierda, provoco una pelota parada que, al minuto 17, hizo retumbar el travesaño de las locales.

Foto: Juan Manuel Vargas

El juego era desabrido, pero la tribuna daba de sí chistes: "que sí venían Xolas", un "que levante la mano el aficionado de Xolos", entre otros.

Era tal la calma en el campo que, en la tribuna, el líder de la porra local se daba el tiempo de buscar nuevos reclutas.

Al 32 la atención regreso al césped, 3 jugadoras de Lobas frente al arco de las Xolas y la definición no fue la correcta, pero por lo menos hizo recordar que el juego era en el césped y no en los coros, que se daban cita a apoyar a su amado equipo.

Cinco minutos después, las de casa ahogaron una vez más, el grito de "gol" con un cabezazo que, quedó en los guantes de Itzel Gonzáles.

Foto: Juan Manuel Vargas

El empate se mantuvo hasta el último suspiro del primer tiempo. En el 45, Brenda León, cambia de juego y encuentra a Abigail López que, de primera la baja y define cruzada para mandar cantar el gol.

El segundo tiempo llegó, y con ello la lluvia, el amago era ligero, ya que al 47´ las Xolas marcaron el gol del empate.

Los minutos pasaron y el orden en Xolas era impecable en defensiva, pero en el medio campo era otro cantar. Una pelea entre ideas y estrategias que, encontró la claridad hasta el minuto 75, con un disparo de larga distancia de Ana Pérez, que cruzó las redes como proyectil, haciendo gritar en toda la grada una expresión:

"Qué golazo".

El encuentro continuó de manera calma, incluso en la tribuna bajaron los decibeles, llegó un momento que las Xolas dejaron de buscar el partido y las Lobas optaron más, por hacer lujos que, por buscar un tercer tanto Abigail López, Claudia Cid, Brenda León, e incluso la guardameta Paola Manrique, buscaron más impresionar con sus dotes con el esférico.

Foto: Juan Manuel Vargas

Fue en al 83´ cuando salió la última chispa del juego, en una acción dudosa por la que la afición local pidió un penal. Posterior a eso, toque sencillo, para evitar sorpresas como en aquel partido contra Cruz Azul, donde por poco y el equipo licántropo dejó ir el triunfo en los minutos finales.