Rocío García Olmedo, coordinadora del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional (PRI), consideró que los diputados son iguales, por lo que se debe respetar el reglamento interior del Congreso y los legisladores de «Juntos Haremos Historia» no deben aplicar la Ley Mordaza para «hacer valer sus caprichos».

En entrevista, la priista aseguró que mantendrán posturas radicales, y aplicarán las sanciones que contiene el reglamento interior, para hacer valer los derechos que tienen como diputados, los cuales que están cuarteados por el presidente de la Mesa Directiva, José Juan Espinosa.

También aseguró que en la sesión de este miércoles Javier Casique Zárate estaba enlistado para tomar la palabra y hablar sobre la enajenación y de la donación del inmueble El Hospicio, y no se le permitió dar su posicionamiento, situación que es una violación al reglamento interior del Congreso.

García Olmedo consideró que ante este desorden lamentable al que tuvieron que llegar los diputados , el presidente del Congreso Gabriel Biestro Medinilla debe asumir su responsabilidad y poner orden.

Finalmente, dejó en claro el PRI no es comparsa del PAN ni de nadie, por lo que afirmó que el nivel de debate que han sostenido los diputados Marcelo García Almaguer del Partido Acción Nacional (PAN) y José Juan Espinosa del PT, «es muy bajo y únicamente quieren anteponer sus caprichos de carácter personal».

POB/PSC