Miles de mujeres formaron una cadena humana en la localidad de Kerala, al sur de India, para pedir a la Corte Suprema levantar la restricción parcial que impide a las féminas ingresar al templo de Ayyappa, uno de los más sagrados del hinduismo.

Hace unos días, la Corte Suprema puso fin a la prohibición de que mujeres de entre 10 y 50 años de edad ingresen al templo, por lo que las mujeres iniciaron con la protesta denominada como “muro de las mujeres” para que la restricción desaparezca para todas.

La cadena humana se formó a través de 620 kilómetros en la localidad de Sabarimala, en Kerala, al sur de India. En la manifestación participaron funcionarias de gobierno, además de estudiantes de instrucción básica y universitaria, de acuerdo a medios locales.

El gobierno de Kerala anunció, antes de la marcha, que 5 millones de mujeres participarían en la protesta.

El templo de Ayyappa está dedicado a una deidad hindú y es el más famoso en Sabarimala. Cada año, hacia finales de año, es visitado por 50 millones de devotos, por lo que se considera como el segundo peregrinaje del hinduismo más grande del mundo.

 


POB/AAG