Enrique Cárdenas, candidato de Movimiento Ciudadano, PRD y PAN, arrancó su campaña electoral en el zócalo de la capital poblana y aseguró que sus propuestas tienen como eje acabar con la pobreza extrema y la inseguridad en el estado.

«La corrupción y en especial la impunidad son los principales lastres que impiden que Puebla sea un mejor estado; para combatirlas, no se necesita una escoba, sino la aspiradora más potente, lo que se traduce en instituciones sólidas y poderosas que impidan que quien cometa un delito viole la ley».

En el primer evento como candidato, Cárdenas estuvo acompañado de los militantes locales y diputados federales, pues no acudieron los dirigentes nacionales Marko Cortés, José Clemente Castañeda y Ángel Ávila.

Cárdenas Sánchez, que es uno de los impulsores del Sistema Nacional Anticorrupción, anunció que este lunes 1 de abril entregará en las oficinas del Sistema Estatal Anticorrupción su declaración 3 de 3, en donde se transparentará su patrimonio, producto del trabajo conjunto con su esposa durante los últimos 37 años.

“No tengo nada que esconder por lo que la presentaré cuanto antes, tengo muy poco, solo un hotel, dos departamentos, autos, una casa en Atlixco”.

De igual forma el candidato ciudadano a gobernador hizo un llamado a la sociedad, a sumarse en lo que llamó «la nueva batalla de Puebla», en contra de la inseguridad, la corrupción, la injusticia, la impunidad, la violación a los derechos humanos de las mujeres, las indígenas y los grupos vulnerables.

“La nueva batalla de Puebla es por cada niño que no tiene una escuela digna donde estudiar, por cada agricultor que no recibe lo justo por lo que cosecha, por cada ciudadano que paga sus impuestos pero no recibe del gobierno lo que está aportando. La Nueva Batalla de Puebla es por la honestidad y por la decencia”.

Con información de Irene Díaz

 

 


POB/LFJ