Diversas organizaciones han creado el Consejo Interreligioso con el que pretenden promover el bienestar de la familia y la sociedad mediante la defensa de los derechos humanos relacionados con la religión y objeción de la conciencia.

Este organismo se conforma de 12 asociaciones religiosas, es encabezado por la Iglesia Católica.

Además de incidir en la vida cultural, el respeto, la protección y la garantía de los valores ciudadanos.

Felipe Pozos Lorenzini, Obispo Auxiliar de Puebla, destacó que su objetivo es difundir principios éticos, encaminados al fortalecimiento de la sociedad.

“Pero esta es nuestra postura, somos totalmente tolerantes, respetuosos de la libertad religiosa (...) el consejo religioso no busca ningún fin lucrativo, no perseguimos fines laicos, apreciamos el carácter laico del estado mexicano, respetamos las creencias las tradiciones los cultos de la sociedad”, mencionó. 

 

 

--
POB/LFJ