Durante la sesión de la Comisión Permanente se aprobó con el voto en contra de diputados del PAN, la abstención del PRI, PVEM y Compromiso por Puebla, abrir nuevamente las cuentas públicas de los ex gobernadores Rafael Moreno Valle y Antonio Gali Fayad.

El punto de acuerdo, presentado por la Comisión Inspectora de la Auditoría Superior del Estado, especifica conocer los detalles de las obras realizadas en los periodos del 2011 al 2018, pues existe un remanente no fiscalizado con base en la ley.

Los diputados solicitaron al encargo de despacho, Alberto Javier Segovia, entregue la información de las obras públicas que fueron tomadas en cuenta para la revisión documental y física, ello como parte de su responsabilidad que le confiere la Ley de Rendición de Cuentas y Fiscalización Superior del Estado.

Por tanto, los diputados insistieron que la ASE deberá incluir la descripción de la muestra del gasto público auditado en Informe General de Resultados, que el resultado de la fiscalización superior de la cuenta pública, pues se presume la existencia de un remanente no fiscalizado del gasto público.

Explicaron que existen dudas del recurso aplicado en obras como la Estrella de Puebla, el Segundo Piso de la Autopista México-Puebla, el Centro Integral de Servicios, entre otras que no tiene certeza de su inversión y que fueron revisadas ya probadas a favor durante la legislatura pasada.

 

 


POB/LFJ