Puebla se ubica entre los estados con mayor número de viviendas abandonas, refirió Pablo Israel Vázquez Rodríguez, presidente nacional de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (AMPI).

Los estados que se suman a esta problemática son el Estado de México, Durango, Tabasco y Baja California.

A nivel nacional se estiman entre 4 millones y 5 millones de inmuebles habitacionales sin ocupar, debido a que enfrentan por falta de servicios, lejanía e inseguridad.

“Se daban permisos a desarrollos lejos de la ciudad donde no había infraestructura, donde no había servicios, donde el transporte era muy caro, porque eran varios y eso encarece al final del día la economía de los derechohabientes; aparte de eso, llegaban y como estaba muy lejos no había seguridad, había robos entonces la consecuencia después de eso que era las viviendas abandonadas”.

Vázquez Rodríguez indicó que para revertir este problema es necesario invertir en los Centros Históricos, a fin de que sean repoblados y detonar nuevos hoteles boutique, restaurantes y así generar derrama económica por la visita de turistas.

 

 

--
POB/LFJ