Los villancicos son composiciones musicales creadas especialmente para las épocas navideñas, hechas para ser cantadas por un coro o agrupación y forman parte de la cultura popular de buena parte de los mexicanos.

La tradición de los villancicos comenzó en España y Portugal y fueron popularizadas entre los siglos XV y XVIII.

En la época medieval, a los villancicos se les conocía como “canciones de villas”; porque hacían referencia a la vida de un pueblo ya que cantando los habitantes  recordaban hechos importantes de su región.

La influencia de la iglesia en la vida cotidiana hizo de estos cantos y danzas populares, gradualmente, una representación propia de la Navidad; por lo que en  países como Francia y Alemania se comenzó  a popularizar estas obras con motivo de las fiestas religiosas en cuestión.

Los coros que se entonan en los villancicos tienen reminiscencias medievales; por lo que les dan un aire ceremonial y mágico.

Con la Reforma religiosa, que llegó tiempo después, los villancicos fueron vetados aunque siguieron formando parte de las tradiciones populares en los pueblos más pequeños.

Compositores y villancicos famosos

Fue hasta el siglo XIX cuando compositores como Arthur Sullivan, rescataron los villancicos.

Entre los compositores de melodías y letras de villancicos de Navidad destaca John Wade, con “Adeste Fideles”, también  Michael Smith con “Gloria”, además de una adaptación del tradicional “Les Anges dans nos Campagnes” entonada por Noel Regney y Gloria Shayne.

Muchos villancicos fueron compuestos por grandes de la música como J.S.Bach y Haendel; otro villancico importante es “Joy to the world”, cuya música fue compuesta por Lowell Mason y la letra por Isaac Watss.

Sin embargo, la mayoría de los villancicos que se cantan hoy en día son de autor anónimo debido a que se trata de cánticos transmitidos de generación en generación.

 

 

--
POB/JMVA