El plástico es un derivado del petróleo que se desecha fácilmente. De acuerdo con organizaciones ambientales, 9% del plástico se recicla. Esto significa que se requieren otro tipo de acciones para cambiar y reducir su consumo.

Por eso, te presentamos diez pequeñas acciones que contribuirán a que disminuyas, a diario, el consumo del plástico.

1. Usa bolsas de tela o cestas para los productos que compres en el supermercado o las tiendas de autoservicio.

2. Cuando compres comida o bebidas pide que los recipientes no sean envueltos en plástico o bien, no pongas la tapa al vaso de tu bebida. Como alternativa, puedes adquirir recipientes y botellas reutilizables.

3. Si organizas una fiesta, no uses platos, vasos y cubiertos de plástico. Puedes sustituirlos con otros de materiales como metal, cristal o cerámica.

4. Compra productos a granel y consérvalos en envases propios. También puede resultar conveniente adquirir productos al mayoreo.

5. Cambia los cosméticos que contengan microesferas de plástico por aquellos que tengan componentes como arcilla, cáscaras de frutos secos o semillas.

6. Evita comprar agua embotellada, considera en invertir en la compra de filtros de agua y usa botellas reutilizables para transportarla.

7. Usa rastrillos de navajas intercambiables.

8. Haz tus propios limpiadores y evita los envasados. El bicarbonato, vinagre, jabón, aceites esenciales, entre otros, que se han usado tradicionalmente para limpiar.

9. Considera los cepillos de dientes de origen vegetal o de bambú.

10. Usa pastillas de jabón y no esponjas de plástico. 

 

 

--
POB/LFJ