La Secretaría de Economía presentó el plan de reactivación económica, a través de la apertura gradual del sector automotriz y de la construcción así como empresas con actividades no esenciales y restaurantes.

Aunque se había anunciado que las actividades estarían sujetas a un semáforo estatal, el gobierno decidió alinearse a las indicaciones de la Secretaría de Salud y de Economía a nivel nacional. De esta forma, con base en lo que señale la Federación, Puebla comenzará la reactivación.

En conferencia de prensa, Olivia Salomón, secretaria de Economía, indicó que del 1 al 15 de junio, en el estado permanecerá la alerta máxima para disminuir el número de contagios por Covid-19.

Durante estas semanas, se deberán continuar las medidas de sana distancia, el lavado frecuente de manos, uso obligatorio de cubrebocas en espacios públicos y el programa hoy no circula.

Abren sector automotriz y de la construcción

La secretaria de Economía señaló que, a partir del 15 de junio, se reactivarán las actividades con la apertura gradual de la industria automotriz y de la construcción.

Las empresas de estos sectores regresarán a laborar solo con el 30% de la plantilla y lo harán en turnos escalonados, para evitar la movilidad masiva al mismo tiempo.

Además, dijo que se ha acordado que los empleados sean trasladados por las empresas de su hogar al lugar de trabajo y viceversa.

Seguirá home office

Olivia Salomón explicó que, como parte del plan gradual, se establecerá que el trabajo administrativo de las empresas continúe a distancia y que solo se presente a los centros de trabajo la parte de producción.

Esta disposición también será para las dependencias de gobierno.

Restaurantes y cafés

A partir del 15 de junio, los cafés y restaurantes podrán dar servicio en terrazas y al aire libre, con un aforo reducido.

Actividades sociales

Cuando el semáforo para Puebla cambie a color naranja comenzará la apertura de pequeños comercios (no especificó cuáles), museos, eventos religiosos y demás actividades sociales.

La secretaria pidió a los ciudadanos quedarse en casa lo que resta del confinamiento –última semana de mayo y dos semanas de junio– pues eso hará que la reactivación y apertura de sitios sea lo más rápido posible.

 

 

 

--
POB/LFJ