El gobierno del estado confirmó que en el penal de Huejotzingo hay un brote de contagios de Covid-19, ya que nueve reos presentan la enfermedad y uno de ellos requirió hospitalización.

Durante la conferencia de prensa de este lunes, Miguel Barbosa informó que tras la confirmación de un primer caso, reportado el viernes 22 de mayo, se realizaron pruebas a otros reclusos, dando positivo 8 nuevos casos. Hasta ahora ahora, hay 16 pruebas en proceso.

Debido al brote que se presenta, Miguel Barbosa anunció que el Centro de Internamiento Especializado para Adolescentes (CIEPA), ubicado en la ciudad de Puebla, será adaptado para alojar “en condiciones de seguridad y atención médica” a los reclusos que presenten Covid-19. 

En caso de que se requiera, también se considera adaptar el penal de Tecali, donde –dijo– hay capacidad para 50 internos. Mientras que, los reclusos que requirieran hospitalización, serán llevados al Hospital de Huejotzingo.

“En el CIEPA se alojarían hasta 150 personas; además, se llevarían al reclusorio de Tecali, donde se tiene una capacidad hasta de 50 internos. Todos los reclusos que tuvieran necesidad de hospitalización, serían llevados al Hospital de Huejotzingo y de esa manera, habría condiciones de seguridad y de proporcionarles la atención médica con respeto a sus derechos humanos”.

Según el gobernador, los 13 adolescentes que se encuentran en estos momentos en el CIEPA, serán trasladados a una nueva área que se encuentra junto al penal de San Miguel, en la capital.

 

 

--
POB/LFJ