Miguel Barbosa, gobernador de Puebla, anunció que emitirá un decreto para que el sector automotriz en el estado no reanude operaciones el 1 de junio, debido a que “no hay condiciones” y teme un disparo en los contagios.

Durante la conferencia de prensa matutina, el gobernador consideró que la reapertura de Volkswagen de México y Audi implicaría aumentar la movilidad de las personas lo que podría generar más contagios por Covid-19.

“Vamos a ver si cuando emita yo mi decreto lo respetan, espero que sí. Vamos a ver, ese decreto puede ser emitido hoy mismo, [21 de mayo] a más tardar mañana, para que ya de manera directa sepan la posición del gobierno”.

Hace unos días Barbosa Huerta dijo que la decisión de la reapertura debía tomarse desde la Federación y su opinión no sería ningún desafío a las autoridades, pues ejercería los los niveles de autoridad que le competen a sus funciones.

Sin embargo, esta mañana insistió que en Puebla, sobre todo en la zona metropolitana, no hay condiciones de reapertura para la industria automotriz “no hay condiciones para una reactivación, y créanme que no vamos a poder enfrentar una realidad en la que pudiera darse un alza en los contagios incontrolable”.

En el reporte emitido este 21 de mayo, en Puebla se registran 1,776 casos confirmados, de los cuales 431 personas hospitalizadas y 335 han fallecido.

 

 


POB/LFJ