En penales del estado de Puebla, aproximadamente 58 personas, entre reos y custodios, han dado positivo por COVID-19 hasta el momento.

Ante esto, la Secretaría de Gobernación anunció que los reos de los penales de San Miguel y Huejotzingo que presentan la enfermedad serán trasladados al Centro de Internamiento Especializado para Adolescentes (CEIPA) y al penal de Tecali, para recibir atención.

El primer reporte de contagio fue del reclusorio de Huejotzingo. Un interno que dio positivo a la prueba de COVID-19 tuvo que ser internado en el hospital de San Andrés Cholula; sin embargo, como en el reclusorio el reo se encontraba en una celda con más personas, hubo mayor número de contagios.

Según David Méndez Márquez, secretario de gobernación, este 28 de mayo comenzará el traslado de los reos contagiados al reclusorio para adolescentes.

Reconversión a reclusorio Covid-19

Se estableció el Centro de Internamiento Especializado para Adolescentes (CIEPA) como el lugar para alojar en condiciones de seguridad y de atención adecuada a las personas privadas de libertad del estado que estuvieran contagiadas de COVID-19, de acuerdo con Miguel Barbosa, gobernador del estado de Puebla.

“Somos el primer y único estado que va a tener a partir de mañana un reclusorio COVID-19, una experiencia única en el país”, expresó Barbosa, en rueda de prensa.

En el CIEPA se encuentran 13 menores, quienes serán reubicados a otra zona junto al penal de San Miguel. Mientras tanto, se está adecuando el lugar para la llegada de los internos contagiados.

Según el gobierno estatal, se eligió este reclusorio de adolescentes para los reos con COVID-19, por su capacidad y condiciones adecuadas.

personas pegando carteles
Pobladores se niegan a recibir a los reos contagiados (Foto: Agencia Enfoque)

Tecali se niega al traslado

El pasado martes 26 de mayo, aproximadamente 200 pobladores de Tecali, se manifestaron en contra de que el Cereso de su localidad se convierta en un reclusorio COVID. Con miedo a ser contagiados, además de expresar su inconformidad, hicieron amenazas sobre cerrar el lugar.

En caso de recibir a los reos, el penal de Tecali tendrá una capacidad para 50. En caso de requerir hospitalización, serán trasladados al hospital de Huejotzingo.

La Secretaría de Gobernación reiteró que las medidas que se están tomando en los reclusorios, incluyen mayor control en el acceso de proveedores, abogados, familiares de los internos y al propio personal.

También informó que ya fueron habilitadas áreas de aislamiento para evitar la propagación de los casos sospechosos.

El pasado 20 de abril, se aprobó por el Senado de México una ley de amnistía para aquellos que hayan cometido por primera vez delitos no graves, que permitirá liberar a personas privadas de libertad para evitar más contagios.

 

 

--
POB/KPMG