La Secretaría de Gobernación lanzó un protocolo para el regreso a las actividades en centros religiosos, como iglesias, templos, sinagogas, y mezquitas, bajo la Nueva Normalidad a la que la sociedad se deberá ir acoplando.

Es importante mantener la sana distancia y las medidas sanitarias, además en los actos religiosos se evitará “dar la paz” o “saludo de paz” entre los participantes.

Asimismo, dieron a conocer que la reapertura y la cantidad de personas permitidas en los recintos, se realizará de acuerdo al color de semáforo de riesgo por COVID-19, de acuerdo a la siguiente forma:

Infografía de aforo permitido en iglesias
Foto: Karen Mojica

Entre las recomendaciones para asistir a estos sitios, una vez reapretaren, se encuentran:

  1. Sanitizar los espacios antes y después de cada evento.
  2. Habilitar un acceso exclusivo para entrada y otro para salida.
  3. Previo al ingreso, se sugiere medir la temperatura de manera electrónica a cada asistente, si una persona pasa los 37° no se le permitirá el acceso. Además, se debe verificar que las personas ingresen con cubrebocas colocado de forma adecuada.
  4. Uso de suficientes dispensadores con soluciones de gel antibacterial, con concentración de alcohol mayor al 70%.
  5. Mantener ventilado el sitio, de preferencia de forma natural. Es preferible evitar el uso de ventiladores que hagan recircular el aire.
  6. Mantener la sana distancia entre los congregantes.
  7. Evitar el contacto físico.
  8. Al estornudar o toser, usar la parte interna del codo para cubrirse.
  9. Evitar compartir micrófonos de manera frecuente.
  10. Evitar las reuniones infantiles, hasta que el semáforo esté en verde.
  11. Se sugiere que las personas mayores de 60 años, o con enfermedades crónicas, no asistan.
  12. Los sanitarios deberán contar con agua y jabón suficiente, así como toallas desechables de papel para el secado.
  13. Evitar celebraciones dentro del recinto, o en espacios cerrados alternos que implique compartir alimentos.

 

 

___

POB/KPMG