El tratamiento con anticuerpos en personas enfermas de Covid-19 es una alternativa cuya efectividad dista aún de ser comprobada totalmente. Sin embargo, científicos perfilan este tratamiento como la posible cura.

Según la compañía farmacéutica británico-sueca AstraZeneca, una inyección de anticuerpos clonados que contrarresten el virus puede ser la cura para aquellos pacientes que se encuentren en las primeras etapas de la infección.

Pascal Soriot, director ejecutivo de AstraZeneca, dijo a The Guardian que el tratamiento que se está desarrollando es una combinación de dos anticuerpos que,
en una dosis inyectada, “reduce la posibilidad de desarrollar resistencia a un solo anticuerpo”.

“La terapia con anticuerpos es más costosa que la producción de vacunas y la primera sería priorizada para los ancianos y los vulnerables que podrían no ser capaces de desarrollar una buena respuesta a una vacuna”, declaró Soriot.

A la par, AstraZeneca y la Universidad de Oxford anunciaron un acuerdo para el desarrollo y la distribución global de la potencial vacuna basada en una sustancia utilizada en el tratamiento de cáncer y que puede prevenir la infección Covid-19 provocada por el SARS-CoV-2.

Según The Guardian, si la vacuna supera los ensayos en humanos, estará disponible en otoño. Estos experimentos han comenzado en Brasil, país considerado el nuevo epicentro de la pandemia.

El Instituto Jenner y el Grupo de Vacunas de Oxford comenzaron el desarrollo de una vacuna en enero, utilizando un virus tomado de chimpancés.

Fusión farmacéutica

Bloomberg informó que AstraZeneca Plc se ha acercado a su rival estadounidense Gilead Sciences Inc para una posible fusión que crearía una de las mayores compañías farmacéuticas del mundo.

Cualquier trato uniría a dos de las compañías que están a la vanguardia de los esfuerzos para combatir el nuevo coronavirus y podría ser políticamente sensible, ya que los gobiernos tratan de controlar las posibles vacunas o tratamientos.

Remdesivir, el medicamento antiviral de Gilead, ha sido aprobado para el tratamiento de pacientes con Covid-19 por gobiernos de todo el mundo en las últimas semanas, después de que los ensayos clínicos mostraron que podría mejorar su condición.

Las dos compañías se encuentran entre una gran cantidad de empresas, incluidas Eli Lilly, Pfizer y Merck, que compiten por desarrollar una vacuna y otros tratamientos para Covid-19.

 

--
POB/LFJ