El doctor César López Camacho es egresado de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP) de la Facultad de Ciencias Biológicas y, actualmente, contribuye al diseño de vacunas en la Universidad de Oxford, localizada en Reino Unido, donde se ha estado desarrollando la vacuna ADZ1222 contra el coronavirus SARS-CoV-2.

César López ha trabajado en la Universidad de Oxford desde 2014 desarrollando diversas vacunas. Previo a su participación en el estudio para desarrollar metodologías para la detección del SARS-CoV-2, que es el agente que causa el Covid-19; López Camacho trabajaba en la respuesta inmune que se genera a partir de una infección con los virus del Dengue y del Zika, lo que se tuvo que pausar desde marzo del 2020. 

Su participación no es directa con el equipo de la doctora Sara Gilbert, quien es la responsable de dirigir el desarrollo de la vacuna, la aportación del doctor López Camacho ha sido orientar su atención a la respuesta inmune generada por la explosión del organismo al SARS-CoV-2

Lo que hicieron él y su grupo de trabajo fue la purificación de proteínas del coronavirus y el desarrollo de pruebas inmunológicas o serológicas que fueran sensibles y eficaces para discernir si una persona cursaba la infección por coronavirus, lo que funciona como una metodología efectiva para la detección, sobretodo con los que no muestran síntomas. Además también tuvieron acceso a células de sangre de pacientes con Covid-19, para así poder identificar anticuerpos capaces de neutralizar el virus.

En esta etapa, el grupo se dedicó a la identificación y aislamiento de cientos de anticuerpos monoclonales de pacientes que tuvieron la infección, con el objetivo de estudiar cómo es que estos se unían al virus y con qué potencia y durabilidad lo neutralizaban. Esta parte del trabajo implicó el uso de la vacunología reversa para entender de manera estructural la relación de una molécula del coronavirus con un anticuerpo y cómo es que reconoce e inhibe la infección del virus; con esto el desarrollo de una vacuna se fortalece y se diseña de forma más efectiva”, explicó el López Camacho. 

Dos de las aportaciones fueron publicadas en trabajos conjuntos y colaboraciones del grupo: 

1 Se definió la metodología de detección de anticuerpos en pacientes y su comparación con las pruebas rápidas, llamadas de flujo lateral: https://wellcomeopenresearch.org/articles/5-139/v1

2 Se analizó la progresión, emergencia y exposición del coronavirus SARS-CoV-2 en una determinada población; y otra más sobre las respuestas que tuvieron las células de pacientes británicos que cursaron COVID-19 (Células T CD4 y CD8), su potencia y el grado de memoria inmunológica que desarrollaron: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC7302222/

 

__

POB/KPM