Los perros son animales que han sido domesticados por los humanos a lo largo de los años, aunque existe una mayoría de los que son callejeros o abandonados.

La Ley de Protección a los Animales para el Estado de Puebla denomina que un animal abandonado son aquellos que:

Deambulan libremente por la vía pública, sin placa de identidad u otra forma de identificación; así como aquéllos que queden sin el cuidado o protección de sus propietarios o poseedores dentro de los bienes del dominio privado”, es decir, que abarca a perros perdidos y perros que nunca han tenido un hogar.
perro callejero
Foto: Kenneth / pexels.com

En el mundo existen alrededor de 300 millones de perros en situación de calle, donde India es el país con más casos, con 35 millones. Por su parte, de acuerdo a datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), México es el país de Latinoamérica con más canes, con una cifra de 19 millones en 2019 y se estima que el 70% son callejeros.

Todos los días se pierden, abandonan y/o encuentran alrededor de 20 perros en Puebla, ya que no solo son los que Protección Animal reporta, sino que existen grupos en redes sociales como Facebook o WhatsApp, donde la comunidad publica que encontraron o perdieron a sus mascotas.

Es por eso que, es importante fomentar en la sociedad varias conductas o acciones, que ayuden a tomar conciencia acerca de este caso. Siendo la adopción, la compra responsable y la esterilización elementos importantes para ayuda de la mejora de este problema.

Adopción

Perros
Foto: Sergio Souza / pexels.com

La adopción es una acción muy importante para la vida de los perros callejeros, sin embargo también es un proceso difícil, ya que muchas veces, los animales tienen miedo por eventos traumáticos que les han sucedido durante su estancia en las calles, por lo que es complicado, más no imposible, que una persona rescate a un perro de la calle.

Por eso, existen asociaciones civiles, que se dedican a rescatarlos en la calle, los tratan, los rehabilitan y los ponen en adopción para que puedan tener una familia y se sientan seguros y queridos.

Además, también existe la Dirección de Control y Protección Animal, que tiene como funciones recolectar perros callejeros, atender quejas sobre animales maltratados, esterilización gratuita para perros y gatos domésticos, entre otras cosas.

La fundadora y presidenta de la asociación civil FRYDA, Verónica Fernández, dice que la adopción beneficia mucho a ambas partes, puesto que el usuario que adopta adquiere un compañero, mucho más fiel y agradecido que algún otro perro que no haya vivido en situación de calle.

Lo ves perfectamente desde su mirada, cómo esa mirada les cambia, pero el comportamiento y el agradecimiento es completamente diferente. Es un perro mucho más entregado”, comenta.

Además, se ayuda a un ser que lo necesita, se evita que las heces de los perros se sigan quedando en la calle, lo que nos afecta a los humanos, ya que la mayoría de las enfermedades parasitarias que tienen los perros, las pueden transmitir.

Por ejemplo, existe una enfermedad llamada toxocariosis y su fase larvaria se encuentra en los desechos de los perros.

Esa fase tiene que incubarse en el ambiente, entonces, al dejar el excremento expuesto a las condiciones de oxígeno, humedad y tierra, provoca que la fase infectante de un parásito pueda ser ingerida por el humano”, explica la doctora Yazmín Alcalá Canto, de la Facultad de Medicina, Veterinaria y Zootecnia de la UNAM.

Por lo que tampoco es bueno dejar las heces de las mascotas mucho tiempo en la exposición del medio ambiente.

¿Cómo adoptar?

Cada asociación tiene su proceso de adopción, sin embargo, la mayoría coincide en que quieren entregar al perro en manos de una persona o de una familia, que verdaderamente los quieran y se aseguren que van a estar bien.

Se hace un pequeño estudio acerca de la persona o las familias que quieren adoptar, para asegurarse que el perro y la familia estén en la misma sintonía, es decir, que el tipo de can que elijan, sea adecuado para el estilo de vida que la familia tiene.

Para adoptar, el interesado se debe poner en contacto con la asociación que más le convenga y cumplir sus requerimientos específicos. Además de tomar en cuenta que un perro es un ser vivo, que va a requerir atención, cuidados, alimentación y espacio adecuado para su vivencia.

Dependiendo de la asociación, se pedirá algún tipo de donativo para que ellos puedan seguir cuidando y rescatando animales.

Adquisición responsable

Si se quiere adquirir una mascota, no es necesario adoptar, si no es lo que está buscando la persona interesada; sin embargo, es importante que como usuario se haga una compra responsable que, como en el tema de la adopción, la persona sepa que tener un ser vivo en casa, implica responsabilidades.

Mientras no se regule la venta, lo único que podemos pedir es que la gente que compre o que adquiera, pues realmente adquiera con conciencia y con responsabilidad y que conozca, que vea que es lo que está comprando, que sepa quiénes son los papás y que sepan en qué condiciones viven”, añade Verónica Fernández, esto para evitar seguir agrandando la sobre explotación de las cachorras.

Tanto en la compra como en la adopción, se debe tomar en cuenta (antes de adquirir a la mascota) si la persona va a estar comprometida a tenerle y cuidarle durante los 10 a 13 años, que los perros tienen como promedio de vida y es por eso que, al hacer la adquisición responsable, se debe conocer al tipo de perro que se quiere tener y si se va adaptar al entorno.

Esterilización

perro
Foto: FerGalindo980 / pixabay.com

A veces el estado ofrece campañas de esterilización, pero, como se mencionó arriba, se ofrecen para mascotas, no para los perros de la calle.

Por esta parte, se necesita tener conciencia acerca de la esterilización de perros, ya que, es algo de lo que mucha gente no conoce bien ni busca hacerlo.

No solo se recomienda para animales en la calle, sino también para las mascotas, ya que trae muchos beneficios para el mundo.

Es recomendable que se haga la esterilización a temprana edad, incluso antes de tener su primer celo –en el caso de las hembras– y sin que el macho haya tenido sexo, ya que no se trata de placer, la reproducción en estos animales es por instinto.

Por este lado, existen mitos sobre la necesidad de los perros, de tener relaciones sexuales por lo menos una vez, para evitar enfermedades. De hecho la esterilización a temprana edad ayuda a que no se desarrollen ciertas enfermedades como el cáncer, tumores y la reducción del riesgo de contraer enfermedades zoonóticas congénitas o contagiosas.

Pros

Algunos de los beneficios para los perros son los siguientes:

  • Se puede prolongar la vida del animal por cuatro años más, con una mejor calidad.
  • Mejora la salud del perro.
  • Reduce el 80% el riesgo de que corra lejos de su territorio por oler alguna hembra en celo, por lo que se pueden evitar accidentes de tránsito o montas no deseadas.
  • Reduce la posibilidad de contagio de rabia
  • En el caso de las hembras, reduce el riesgo de contraer alguna infección uterina.
  • Reduce la posibilidad de desarrollar cáncer de útero, quistes ováricos y tumores en las mamas de las hembras.
  • En el caso de los machos se disminuye la posibilidad de desarrollar tumores testiculares o cáncer de próstata.
  • Se disminuye la agresividad y siempre querer "marcar territorio".
  • Baja el estrés en la época de celo.
  • Al esterilizar se reducen los casos de perros sacrificados, muertos por accidentes, sufrimiento por hambre, frío o enfermedades porque se reduce la posible reproducción.
  • Reducen los perros sin hogar.

Contras

Como no todo es 100% bueno, la esterilización también cuenta con ciertos inconvenientes:

  • Puede significar un mayor riesgo de hipotiroidismo, es decir, aumento de peso que no es por un aumento de apetito.
  • Problemas en la piel o la caída excesiva de pelo.
  • Cansancio excesivo

¿Cómo ayudar si no se puede adoptar?

Las personas pueden ayudar dándoles comida en la calle o buscando que alguien más lo ayude, sin embargo, Verónica Fernández enfatiza que la mejor manera de ayudar a un perro de la calle es ofrecerles un espacio en el hogar, aunque sea temporalmente, que se puedan recuperar si tiene alguna enfermedad y rehabilitar para que éste sea puesto en adopción.

Lo que también se puede hacer es realizar donativos a asociaciones y/o albergues para que éstos puedan seguir rescatando, dándoles techo y ayudando a los animales de la calle. Es importante asegurarse de darle seguimiento al caso para verificar que los animales sean los beneficiados.

 

__

POB/KPM