La Organización Mundial de la Salud (OMS) define la lepra, también conocida como enfermedad de Hansen, como una enfermedad infecciosa crónica curable, que es causada por una bacteria acidorresistente llamada Mycobacterium leprae.

La lepra es una enfermedad muy antigua y a lo largo de los años el tratamiento y los estigmas han ido cambiando.

En el marco del Día Mundial contra la Lepra, celebrado el último domingo de cada año, te contamos más.

Mitos

"La lepra hace que se te caigan partes de tu cuerpo"

No hace que se te caiga ninguna parte del cuerpo, sin embargo, puede causar daño nervioso en la cara, manos y pies, por lo que sus movimientos podrían verse limitados.

* "La lepra es una enfermedad del pasado"

Actualmente se detectan casos en todo el mundo.

* "La lepra no se cura"

Esta enfermedad tiene un tratamiento llamado Multimedicamentoso, que si se lleva adecuadamente y durante un periodo establecido, puede ser curado.

* "Alguien que tiene lepra debe ser aislado"

Antiguamente se creía que era extremadamente contagiosa, por lo que aislaban a las personas, sin embargo, en la actualidad, una vez comenzado el tratamiento, empieza a matar bacterias y vuelve a la enfermedad no infecciosa.

Lo que debes saber

No es muy contagiosa, sin embargo, este padecimiento puede transmitirse por pequeñas gotas que salen de la nariz y de la boca cuando hay un contacto frecuente, prolongado y muy cercano con una persona enferma que no han recibido tratamiento.

Lo que principalmente afecta es la piel, los nervios de la periferia, las vías respiratorias altas y los ojos. Si no es tratada, puede crear lesiones progresivas y permanentes en cualquier parte de la piel y en los elementos mencionados anteriormente.

Síntomas

  • Lesiones en la piel más claras que el color normal de la misma.
  • Lesiones que presentan disminución de la sensibilidad al tacto, al calor o al dolor.
  • Lesiones que no sanan en un periodo normal de cicatrización.
  • Debilidad muscular.
  • Entumecimiento o ausencia de sensibilidad en manos, brazos, pies y piernas.

Un médico debe valorar realizarte un examen de raspado de piel o una biopsia de lesión de piel si es que cuentas con algún síntoma.

La bacteria no actúa de manera inmediata, sin embargo si se pueden presentar síntomas en un corto tiempo, pero también pueden tardar unos meses o hasta años. Es por eso que, las personas que hayan tenido contacto con una persona con lepra, deben mantener sus chequeos con el médico de manera constante.

¿Qué manchas cutáneas no son de lepra?

  • Las que están presentes desde el nacimiento.
  • Donde la sensibilidad es normal.
  • Las que pican.
  • Las que son blancas, negras o rojo obscuras.
  • Las que aparecen o desaparecen repentinamente y se llegan a extender con rapidez.

Tratamiento

La lepra se clasifica en dos tipos:

1. Lepra Paucibacilar (PB): es menos grave, donde llegas a tener de dos a cinco lesiones en la piel. Aparecen manchas y puedes perder la sensibilidad en esas zonas. Las personas contagiadas con este tipo de lepra responden rápidamente al tratamiento.
2. Lepra Multibacilar (MB): es la más grave, pero también tiene cura. Se caracteriza por múltiples lesiones cutáneas, inflamación de los nervios, congestión o hemorragias nasales.

El tratamiento para ambos es denominado Tratamiento Multimedicamentoso (TMM) o —en México— Poliquimioterapia (PQT), que actualmente incluye dapsona, rifampicina y clofazimina, fluroquinolonas, macrólidos y/o minociclina; los cuales se encargan de eliminar los patógenos y posteriormente curar al paciente; sin embargo, la diferencia radica en el tiempo.

Para el primer tipo de lepra, el tratamiento debe tener una duración de seis meses, mientras que para el segundo tipo, es de 12 meses.

La OMS proporciona el TMM o el PQT de forma gratuita a todos los enfermos de lepra en el mundo y deben proporcionarlo en los centros de salud. Así debe ser el régimen del tratamiento:

PQT
Imagen: Organización Mundial de la Salud

Complicaciones

Si no se trata puede causar:

  • Daño en los nervios de los dedos, los pies, las manos. Esto puede provocar que la persona no sienta dolor ni sensibilidad térmica en esas áreas.
  • Desfiguramiento.
  • Debilidad muscular.

Cifras en México

La Secretaría de Salud, reportó que entre el 1° de enero del 2020 y el 2 de enero del 2012, en México se registraron 90 casos de lepra, donde 53 fueron hombres y 37 mujeres.

Puebla únicamente presentó un caso de esta enfermedad. Mientras que los estados con más casos fueron Sinaloa, Michoacán y Jalisco.

Los 90 casos son una cifra menor respecto la presentada en 2019, ya que, durante todo ese año, se acumularon 182 casos de lepra, es decir 92 casos más que en 2020.

Por su parte, la OMS registró en 2017 211 009 nuevos casos a nivel mundial, según cifras reportadas por 159 países.

 

__

POB/PCL