México fue multado por la FIFA debido a gritos homofóbicos que se presentaron durante dos partidos del conjunto que va a Juegos Olímpicos, por lo que además deberá jugar sus próximos dos cotejos de local a puerta cerrada, pero la Federación Mexicana de Futbol (FMF) busca excusarse argumentando que no dicen cuál categoría tiene que pagar y así buscan pasar el castigo al equipo femenil.

De acuerdo a Yon de Luisa, presidente de la FMF, permanecen a la espera que la FIFA detalle la sanción, puesto que solo saben lo que ya se informó en un comunicado:

La Comisión Disciplinaria de la FIFA ha sancionado a la Federación Mexicana de Futbol con una multa de 60 mil 000 CHF (1 millón 345 mil pesos) y la imposición de jugar sus próximos dos encuentros oficiales como local a puerta cerrada como consecuencia de los cánticos homófobos de los aficionados mexicanos en los partidos de clasificación para el Torneo Olímpico de Futbol contra la República Dominicana y Estados Unidos, disputados en Guadalajara (México) los días 18 y 24 de marzo, respectivamente. Adicionalmente, la Comisión ha abierto otro procedimiento en relación con los cánticos homófobos de los aficionados mexicanos en un amistoso que jugó su Selección contra Islandia en Arlington (Texas, EE. UU) el pasado 29 de mayo”, puntualizó la FIFA.

Al respecto, el presidente de la FMF asegura que “no viene aclarado” cuál de sus categorías debe pagar la sanción, pese a especificarse por cuál equipo se está dando.

No se nos indica si son selecciones menores, si son varoniles o si son femeniles. Recordar que la sanción viene de un partido de una selección menor, como es la preolímpica”, comentó de Luisa a W Radio.

Agregó que, de aceptar la FIFA que el veto de afición lo pague cualquier categoría, entonces pueden quedar para el equipo femenil que tiene sus siguientes compromisos de Fecha FIFA del 30 de agosto al 8 de septiembre y que aún no tienen fecha puntual ni rival, según Mónica Vergara, entrenadora del conjunto.

En tanto, varonil participará en las eliminatorias rumbo al Mundial de Qatar 2022 el 2 de septiembre y el 7 de octubre, al enfrentar a Jamaica y Canadá en territorio mexicano; estos son los partidos que se habían manejado para que se efectuaran a puerta cerrada.

Lee también: Árbitras, una minoría evidente en el fútbol mexicano

Dado el acomodo de las fechas, de Luisa pretende que se definan dos partidos de femenil antes que varonil, con el fin que al ser primero sean los acreedores del veto de afición, pero también comentó que pueden ponerle un partido a cada uno para que sea mitad y mitad del castigo.

Pensar que el último partido que se jugó en México con gente va a ser prácticamente hace dos años y ahora por sanciones y por actos discriminatorios volver a jugar sin gente, creo que es algo que la afición no se merece, no se merece estar alejada de la Selección y la Selección tampoco merece jugar con este castigo y con una inferioridad en contra del rival por no tener el apoyo de su afición", mencionó el presidente de la FMF a Reforma.

Sin embargo, la situación con aficionados para el equipo femenil ha sido regularmente restringida, puesto que, aunque se trate de la Selección Mayor Femenil, los encuentros suelen ser a puerta cerrada en las instalaciones del Centro de Alto Rendimiento (CAR).

Incluso en los últimos cuatro años solo han jugado dos veces en un estadio de futbol profesional en México: en 2017 contra Venezuela en el Tecnológico y con alrededor de tres mil asistentes, y en 2021 contra Costa Rica en el Azteca a puerta cerrada. Es decir, los aficionados de este equipo han tenido en pocas ocasiones oportunidad de ver a las seleccionadas presencialmente.

 

__

POB/KPM