La Fundación Mary Street Jenkins emitió un comunicado en el cual acusa al Juzgado 24 Civil de la Ciudad de México por evadir su responsabilidad de dar cumplimiento a una suspensión de amparo.

De acuerdo con el comunicado, el Juzgado Tercero de Distrito en Materia de Amparo Civil en Puebla emitió una suspensión a favor del anterior patronato de la universidad.

Esta suspensión de amparo le regresaría el control de las instalaciones de la UDLAP a la fundación que preside Margarita Jenkins de Landa.

Hace un par de semanas, el patronato recuperó control de las cuentas bancarias de la universidad para poder pagar nóminas y deudas de la Universidad.

Lee también: El “pleito institucional” de los Jenkins que tomó la UDLAP

El patronato encabezado por Margarita Jenkins asegura que el titular del Juzgado 24 de lo Civil evadió su responsabilidad y por ello se declaró incompetente para continuar llevando el caso.

Ahora el caso será revisado por el Juzgado 60 Civil de la Ciudad de México y deberá resolver la suspensión en las próximas semanas.

Instalaciones de la UDLAP seguirán cerradas

Desde el pasado 29 de junio las instalaciones de la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP) se encuentra cerradas para académicos y estudiantes tras la toma policial.

De acuerdo con el nuevo Patronato de la UDLAP, el cual fue nombrado por la Junta para el Cuidado de las Instituciones de Asistencia Privada del Estado de Puebla (JCIAP), las instalaciones de la universidad se mantienen cerradas debido a la situación sanitaria.

El semestre de otoño está programado para comenzar este lunes 9 de agosto con clases a través de internet, a pesar de las intenciones de aplicar un modelo híbrido.

 

___
POB/RPC