OPINIÓN: El futuro del Commonwealth

ANTAR HEADER

La muerte de la reina Isabel II conllevó que Carlos III asumiera el trono y la jefatura de Estado en el Reino Unido y también en otros 14 países de la Commonwealth (Mancomunidad de Naciones).

La Commonwealth fue creada en 1949 y está integrada por 56 países, de los que 15 han tenido a Isabel II como jefa de Estado. El nuevo rey obtendrá la jefatura desde Canadá a Australia y Nueva Zelanda pasando por naciones de menor tamaño como Antigua y Barbuda.

Estos 15 países ya han aceptado que Carlos sea su nuevo jefe de Estado. Lo hicieron el 20 de abril de 2018, en la reunión de Londres en la que los jefes de Gobierno de la Commonwealth acordaron que el entonces príncipe de Gales sucedería a Isabel II como jefe de la organización.

Lee también: Los cambios en la familia real británica y el Commonwealth

Pese haber aceptado –en 2018– al entonces príncipe Carlos, y de haberlo refrendado como su actual monarca, hay países como Australia, Nueva Zelanda y Canadá donde existen importantes movimientos políticos y corrientes de opinión a favor de la instauración de una república.

Hay, además, casos como los de Jamaica y Antigua y Barbuda cuyos gobernantes han trasladado directamente a la familia Windsor su deseo de cambiar de régimen político para elegir a su jefe de Estado.

El movimiento republicano en Australia

En el caso de Australia, el Gobierno liderado por el primer ministro laborista Anthony Albanese no oculta su apuesta republicana. Sin embargo, tras la muerte de Isabel II, el primer ministro ha asegurado que no convocará un referéndum sobre la república durante su primer mandato.

El país oceánico celebró en 1999 un referéndum para determinar su régimen político y los australianos rechazaron convertirse en república.

La opción republicana registró un 54,87 por ciento de votos en contra, en una consulta que contó con la participación del 95,1 por ciento del censo.

Nueva Zelanda y Canadá

Otros países de la Commonwealth que tienen al monarca británico como jefe de Estado como Nueva Zelanda y Canadá tienen movimientos políticos y corrientes de opinión a favor de una república, pero sus actuales gobernantes no impulsan ningún proceso en ese sentido.

La primera ministra neozelandesa, la laborista Jacinda Ardern, declaró que quería que Isabel II dejará de ser la jefa de Estado de su país. No obstante, ha descartado convocar un referéndum durante su mandato.

Antigua y Barbuda sí planea un referéndum

El primer ministro de Antigua y Barbuda, Gaston Browne, planea convocar un referéndum en un plazo de tres años para que la ciudadanía decida si el archipiélago seguiría bajo la tutela del rey Carlos III o se convierta en república.

El primer ministro trasladó personalmente a la familia real británica su deseo de que su país avance hacia una república.

«Aspiramos a convertirnos en algún momento en una república”, aseguró ante los condes de Sussex durante la visita oficial que realizaron en abril.

El aviso de Jamaica al príncipe Guillermo

El caso de Jamaica tiene similitudes con el de Antigua y Barbuda.

Su Gobierno ya ratificó a Carlos III como monarca, pero antes de la sucesión en la jefatura de Estado ya había trasladado directamente a la Casa de Windsor sus planes para convertirse en una república.

En resumen

Los quince países de la Commonwealth que tenían a Isabel II como monarca ya han refrendado a Carlos III como jefe de Estado tras el fallecimiento de la reina, pese a que, en varios de estos estados, sus dirigentes apuestan públicamente por una república.

Hasta el momento, ninguno de estos catorce países ha convocado un proceso para cambiar su Constitución y dejar de tener al monarca británico como su jefe de Estado.

Contractor: [email protected]

Twitter: @antarma

Pueden contactarme en Twitter, a través de:

Internacionalista por la UDLAP, vicepresidente de Somos Naciones en México A.C. y colaborador del COMCE Sur. Me gustan los libros de historia universal, poesía y tecnología. En mis pasatiempos toco la guitarra acústica. Soy un mexicano comprometido en el desarrollo de un mejor futuro.


POB/LFJ